Materias

Boletín de Novedades

Suscríbete a nuestras novedades

TIENE EN SU CESTA DE LA COMPRA

0 artículos

en total 0,00 €

SIN JESÚS NO PODEMOS HACER NADA
Título:
SIN JESÚS NO PODEMOS HACER NADA. SER MISIONEROS EN EL MUNDO DE HOY
Subtítulo:
Autor:
PAPA FRANCISCO
Editorial:
ROMANA EDITORIAL
Año de edición:
2021
Materia
Religiones
ISBN:
978-84-15980-62-9
Páginas:
112
Disponibilidad:
Disponibilidad inmediata
16,00 € Comprar

Sinopsis

Romana presenta con Libreria Editrice Vaticana (L.E.V.) las palabras del Papa Francisco acerca de la vocación misionera de la Iglesia y de la importancia de las misiones en el mundo de hoy, a través de una conversación con Gianni Valente.
Como afirma el Papa Francisco, Cristo «tiene una suerte de ansia por aquellos que aún no son conscientes de ser hijos amados del Padre, hermanos por los que ha dado la vida y el Espíritu Santo». La vocación misionera de la Iglesia solo puede nacer del deseo de querer aplacar este «ansia di Jesús». Y todos los bautizados son llamados a responder a esta vocación. Como discípulos y misioneros. «No conquistando, obligando, haciendo proselitismo sino dando testimonio», y «ofreciendo con amor aquel amor que hemos recibido».
En efecto, Francisco ha hecho en su Pontificado numerosas referencias a la naturaleza de la misión de la Iglesia y de cada cristiano en el mundo. Este libro recoge las palabras del Papa ha dicho sobre qué significa ser misioneros, desde la Exhortación apostólica Evangelii gaudium hasta sus intervenciones públicas en viajes, audiencias y en encuentros.
La misión «se inicia en el monte». Y requiere ponerse en movimiento y en camino, «hemos nacido para alcanzar las alturas, para encontrar a Dios y a los hermanos». Y es preciso por ello «ascender», «luchar conta la fuerza de gravedad del egoísmo, salir del propio yo». Y es este el secreto de la misión: para partir es necesario dejar atrás, para anunciar es necesario renunciar». Y tras subir al monte de la oración y del encuentro con Dios, se es llamado al encuentro con todas las gentes, sin exclusión, sin preseleccionar los destinatarios del anuncio. Todos, porque ninguno está excluido del corazón de Jesús.
Todo nacido de su propia experiencia misionera: «Me uní a los jesuitas porque me llamaba la atención su vocación misionera, su constante ir hacia las fronteras. Entonces no pude ir a Japón. Pero siempre advertí que anunciar a Jesús y su Evangelio implica siempre un cierto salir y ponerse en camino».
Una nueva obra con las palabras del Papa Francisco acerca de las misiones y a la trascendencia de ser misioneros en el mundo de hoy.