Materias

Boletín de Novedades

Suscríbete a nuestras novedades

TIENE EN SU CESTA DE LA COMPRA

0 artículos

en total 0,00 €

EL FUEGO DE MARÍA
Título:
EL FUEGO DE MARÍA
Subtítulo:
Autor:
DOÑORO DE LOS RÍOS, IGNACIO MARÍA
Editorial:
NUEVA EVA
Año de edición:
2020
Materia
Religiones
ISBN:
978-84-121200-7-3
Páginas:
208
Disponibilidad:
Disponible en 48h/72h
15,95 € Comprar

Sinopsis

Ignacio significa «hombre que nació del fuego»; Ignacio María quiere decir
«nacido del fuego de María». La Virgen María es la que dirige toda la historia
de amor del Hogar Nazaret, que nació en el mismo Corazón de Jesús, quien
está reclamando una humanidad nueva y proclamando que los más
pequeños y los más destrozados son sus preferidos. Fue Jesús quien dijo que
son bienaventurados los que lloran, los que sufren, los que tienen hambre y
sed de justicia…
«Por eso», dice el padre Doñoro, «que los pobres se dejen cuidar, servir y
amar no solamente merece todo nuestro respeto, sino además un inmenso
agradecimiento, porque los pobres nos llevan al cielo. A ellos hemos de
acercarnos casi de rodillas, con sumo cuidado, casi con veneración,
agradeciéndoles que se despojen de lo poco que tienen, que es el dolor, para
revestirse de la verdad».
Quien levanta una obra como el Hogar Nazaret en pleno Amazonas no
puede ser esclavo del miedo, sí del amor. Un amor que no se detiene ante
nada y ante nadie más que Dios, que por amor ha querido hacerse
insignificante y no solo acostarse en un pesebre maloliente, sino dejarse
tumbar en una cruz y volverse tan pequeño que hasta podemos metérnoslo
en la boca y comérnoslo. Sí, hablamos de Jesús, que multiplicó los panes y los
peces, el mismo que transformó el agua en vino, el mismo que curó los ojos
de los ciegos y las llagas de los leprosos.
A día de hoy, ese mismo Jesús sigue curando y su cuidado se hace
especialmente patente en los niños que llegan cargando con su cruz al Hogar
Nazaret, donde Él les está esperando con los brazos abiertos para
devolverles lo que era suyo y que nadie debió haberles quitado jamás: la
alegría de vivir.